Debes tener en cuenta que la copa vaginal, también conocida como compa menstrual ha llegado para quedarse. Es un sustituto bastante bueno para las toallitas sanitarias y para los tampones, además de ser mucho más barata y ecológica, por lo cual es una gran alternativa que puedes considerar comprar puesto que te ahorrará mucho dinero.

Pero, existen muchas dudas sobre las copas vaginales, pero sin duda es una de las mejores opciones a considerar para controlar tu menstruación. Además, son muy fáciles de poner, y simplemente debes cambiarlas cada 8 horas, y sirven para reducir en gran medida la generación de residuos.

Muchas mujeres sienten miedo de estas copas menstruales, pero la verdad es que si compras unas de calidad como las que te ofrecemos no tendrás problema alguno. Por lo cual, vamos a conocer más sobre la misma y te aseguramos que no te vas a arrepentir una vez que la empieces a usar.

¿Qué es una copa vaginal?

La copa vaginal, se trata de un recipiente de silicona el cual se introduce en el canal de la vagina durante la menstruación. Esta crea un sello con las paredes vaginales, y sin importar los movimientos que hagas recogerá todo el flujo en el interior de la copa.

Además, tiene la gran ventaja de que es reutilizable, y puedes pasar varios años sin tener que comprar nada más siempre que la mantengas en buenas condiciones y que mantengas una buena higiene. Es ideal para el uso nocturno, y es totalmente indolora, recogiendo todo el fluido que tengas.

¿Cómo se usa la copa menstrual?

A la hora de utilizar una copa vaginal, debes tener en consideración algunos puntos que te ayudarán a tener una experiencia mucho más cómoda. Dentro de estos puntos están los siguientes:

  • Es importante que te familiarices con tu vagina, por lo cual lo mejor es explorar bien tu cuerpo tal como lo hiciste antes de ponerte tu primer tampón.
  • La copa menstrual no se quedará atascada, porque esta se posiciona un poco más arriba de la entrada de tu vagina. Para retirarla simplemente debes tirar del palito que tiene la copa, y esta en ninguna circunstancia se podrá perder.
  • La inserción de esta copa no es dolorosa en absoluto, recuerda que, está fabricada en silicona para que sea suave. Eso sí, cuando la vayas a introducir lo mejor es que te relajes, porque una vagina tensa no será de ayuda.
  • Es importante que pierdas el asco a tu período, en especial porque tendrás que aprender a tolerar la sangre de tu período cuando vayas a usar la copita.

Proceso de inserción

Ha llegado el momento de colocar la copa menstrual en su posición, y para ello debes seguir estos pasos:

  • Lávate bien las manos antes de manipularla
  • Escoge una posición cómoda para que puedas colocarla
  • Debes doblar la copa en forma de V o en forma de C para insertarla suavemente en la vagina
  • Introduce la copita dejando el palito inferior un poco más arriba de los labios vaginales.
  • Verifica que se ha abierto en su totalidad, para lo cual bastará con tirar suavemente hacia abajo para verificar que está firme.

Motivos por los que puedes estar manchando

Es importante tener en cuenta que, existen diferentes razones por las cuales se pueden producir fugas de la copa vaginal. Dentro de las principales a tener en cuenta están:

  • No se ha abierto bien: en este caso, debes probar diferentes dobleces, y experimentar hasta que puedas colocarla de una forma correcta.
  • Está mal colocada: es importante que la copa esté colocada justo debajo de done se sitúa tu cérvix, porque si este queda dentro de la copa podría causarte malestar y rebasar su capacidad rápidamente.
  • Se ha llenado: la copa está pensada para aguantar el fluido durante las horas establecidas, pero igual es algo que puede suceder, y si tienes un flujo abundante deberías considerar vaciarla con mayor frecuencia o elegir una talla más grande.
  • Talla: es importante escoger una talla que sea la ideal para ti, porque si no se sella correctamente se generarán fugas, y si es muy grande puede que no se abra del todo.

¿Cómo se quita la copa vaginal?

Debes tener en cuenta que, para retirar el vaso vaginal, debes seguir unos consejos básicos, y recuerda que se debe hacer cada 8 o 12 horas. Para ello debes seguir estos pasos:

  • Debes buscar una posición con las piernas y la vagina abiertas
  • Inserta el dedo índice por un lado entre la copa y la pared vaginal para quitar el vacío
  • Tira hacia abajo el palito hasta que salga de la vagina siempre manteniéndola en posición vertical
  • Bota la sangre en el inodoro
  • Lava la copa con agua y jabón con pH neutro y sécala
  • Si sigues menstruando vuelve a introducirla en tu canal vaginal.

Recuerda que, la copa no se retira para bañarse ni para ir al baño, por lo que es un método muy cómodo que puedes utilizar.

¿Agranda la vagina?

Esta es una pregunta que se hacen muchas mujeres antes de pensar en comprar una copa menstrual. Debes tener en cuenta que esto no sucederá, porque la vagina está recubierta por músculos, lo que hace que no se produzca ningún tipo de problemas.

La copa vaginal no podrá agrandar la vagina bajo ninguna circunstancia, porque simplemente tu anatomía no lo permitirá. Por este motivo debes tener en cuenta que tu vagina no es algo que sea rígido, ni tampoco algo que se rompe, por lo cual no podrá estirarse con las copas menstruales.

¿Cuál copa es mejor?

La mejor copa vaginal es la que te haga sentir cómoda y con la que puedas tener siempre una gran comodidad a la hora de utilizarla. Algunas mujeres prefieren las que vienen con aplicador, porque son mucho más fáciles de poner.

Sin embargo, lo más importante a la hora de comprar tu copa menstrual es conocer la talla que necesitas. Una vez elegida la talla, puedes ver entre nuestra variedad de opciones la que mejor se ajuste a tus necesidades y así conseguirás la que se ajuste a ti a un precio muy bajo garantizado.